hola@uptomarketing.com
93 250 93 42
up to marketing > Blog de marketing digital > Estrategia > 4 Estrategias de neuromarketing para generar impacto

4 Estrategias de neuromarketing para generar impacto

Posted by: Up to marketing 10/05/2018 No hay comentarios

Los expertos en marketing han perdido años derrochando la publicidad en las paradas de autobús y en carísimos acuerdos de patrocinio de eventos para simplemente promocionar su marca. Hoy en día, la norma del marketing es gastar lo menos posible para obtener los mejores resultados. Ante esta desafiante situación, se genera una pregunta, ¿qué podemos hacer los profesionales del marketing? Y parece que una de las respuestas está en el neuromarketing.

Utilizando trucos de neuromarketing e incorporando estas técnicas en tu campaña, seguramente encontrarás modos muy efectivos de invertir tu dinero en marketing. La clave está en entender cómo funciona el cerebro de nuestro público objetivo, y a partir de ahí determinar los desencadenantes que generan más clientes potenciales y conversiones, para, con eso, aumentar las ventas.

1. Incorporar el componente humano

Añadiendo un factor «humano» a tu marca, separas tu mensaje de entre los de millones de empresas que suenan demasiado «corporativas», impersonales. Agregar una cara (o varias) al nombre de la empresa la hace más identificable y auténtica para el público.

Incorporar un toque «humano» a tus estrategias de marketing hará que tu marca sea más accesible para tus clientes potenciales. Establece una conexión con tu público objetivo, una que ningún logotipo ni ninguna otra imagen podría igualar. En pocas palabras, mostrar caras de personas en tu contenido inspira confianza entre tus clientes.

2. Aprovechar el "efecto de escasez"

En general, existe una tendencia a querer algo más cuando sabemos que hay menos. Cuanto más «exclusivo» es un producto o servicio, más tentador se vuelve. Este curioso fenómeno se denomina «efecto de escasez», y también es un truco de neuromarketing que podemos utilizar.

El efecto de escasez, en marketing, busca convertir una experiencia de compra ordinaria en una emocionante y estimulante simplemente apelando al deseo primordial de los seres humanos de codiciar artículos que consideran limitados. El poder de esta técnica de neuromarketing radica en la capacidad de los especialistas en marketing en convertir cualquier producto o servicio común en un artículo «imprescindible».

Muchas grandes compañías han empleado con éxito esta técnica de neuromarketing. Por ejemplo, Amazon ha dominado el arte de la «oferta por tiempo limitado». Otras empresas aplican el efecto de escasez indicando que los artículos específicos pronto estarán agotados. Escriben mensajes como «¡Solo quedan dos en stock!». Mientras tanto, otras convierten los productos o servicios en imprescindibles mediante etiquetas como «Exclusivo» y «Coleccionable».

3. Presionar los botones del dolor

Uno de los descubrimientos más reveladores en el neuromarketing es la idea de que los consumidores responden más al dolor que al placer. Esto se debe a que la presunción de que siempre se deben destacar los beneficios y las características de hacer uso de un servicio o comprar un producto. Sin embargo, el neuromarketing revela que los clientes prestan más atención a las cosas que podrían perjudicarles que a las que les haría felices, cuando se trata de decisiones de compra.

De hecho, los expertos en neuromarketing revelan que la respuesta del cerebro cuando se trata de evitar el dolor es tres veces más fuerte que su reacción a la búsqueda del placer. Esto significa que los especialistas en marketing deben centrarse más en mostrar cómo tu producto o servicio podría aliviar el dolor en lugar de compartir los placeres que tu público objetivo puede obtener de tus productos.

4. Trabaja con colores para provocar emociones

El uso del color tiene un efecto transformador en los cerebros de tus clientes. Esta es la razón por la cual el uso de colores es una excelente manera de dirigir al público a sentir lo que deseas que tu producto o servicio transmita. El punto clave para desbloquear este truco de neuromarketing es determinar qué emoción o ambiente específico quieres lograr. En base a esto, puedes incorporar fácilmente el mejor color para usar en el contenido.

Cada color comunica una cierta emoción a tu público objetivo. Por ejemplo, el morado generalmente se percibe como único y nervioso. El rojo es audaz, emocionante y aventurero; mientras que el azul típicamente se asocia con la limpieza, la honestidad y la sinceridad. La frescura generalmente se considera cuando los clientes ven el verde. Mientras tanto, amarillo o naranja representan la esperanza y el optimismo.

Conclusión

El neuromarketing es una poderosa herramienta específicamente cuando se trata de establecer confianza, conectar con tus clientes e incluso aumentar tus ventas. Si tienes en cuenta estos consejos que te hemos dado, no sólo podrás convertir a los visitantes en clientes potenciales, sino que también podrás crear consumidores de por vida fieles a tu marca.

Deja un comentario